Construcción de estanques

¿Cómo construir un estanque?

CONSTRUCCIÓN DE ESTANQUES

¿Cómo construir un estanque?

¿Por qué construir tu propio estanque?

Cuando pensamos en nuestro futuro estanque, vemos normalmente una imagen idílica en la que reina la tranquilidad y el sosiego y todo es perfecto. ¿Es posible obtener un resultado tan bueno como el esperado?

Es posible. Para evitar sorpresas desagradables durante la construcción del estanque debemos planificar cuidadosamente el trabajo ya que es la mejor manera de obtener unos resultados satisfactorios.

Construir tu propio estanque te dará ciertas ventajas:

  • Podrás elegir la forma y el diseño del estanque. Y no sólo eso sino que podrás realizar cambios ya que conoces perfectamente cómo está construido
  • Podrás montar el estanque de tal forma que disimularás los equipos de mantenimiento
  • Si te has hecho tu el jardín, tu estanque no va a ser menos. Crea uno que vaya acorde con tus gustos y con el jardín.

A continuación puedes ver los puntos clave que hay que estudiar antes de empezar con la construcción del estanque.

Exposición solar del estanque.

Los estanques se mantienen con mayor facilidad con una ubicación en semisombra en las que las horas de radiación solar directa no sobrepase las 6 horas. En el probable caso de que la ubicación deseada tenga una intensa exposición solar, debe preverse mayores zonas de estanque profundo para combatir en la medida de lo posible la subida de temperatura del agua.

Exposición solar del estanque

Presencia de árboles cerca del estanque.

La caída de la hoja de los árboles caducos y las acículas de las coníferas afectan negativamente al mantenimiento del agua, siendo problemáticas al caer y flotar en superficie y generando materia orgánica muerta cuando caen al fondo. Además, obstruirán más rápidamente los equipos instalados en el estanque.

Por otra parte, las raíces tanto de árboles como arbustos pueden suponer un problema para la estanqueidad del estanque. Existen en el mercado varias soluciones a estos problemas, basados en barreras físicas y en barreras hormonales.

Construcción del estanque

Tamaño del estanque.

Los estanques pueden ser de cualquier tamaño que se pretenda, pero debería ser proporcional a lo que se espera de él. Si se requiere tener peces pequeños (cometas), los estanques pueden tener un volumen de agua reducido (al menos 250 litros).

Para peces Kois (goldenfish) no debería haber menos de 2500 litros si queremos que la salud de los peces sea buena. Además, hay que prever zonas de estanques con diferentes profundidades.

  • Zona de agua somera (menos de 25cm de agua). En esta zona se puede realizar plantaciones de diversas plantas acuáticas de superficie. Se suele dejar la zona exterior del estanque, quedando como transición entre tierra firme y el estanque. Si el tamaño del estanque lo permite, puede colocarse una zona central más elevada para realizar más plantaciones. Aunque puede variar bastante, suele suponer un 20% de la superficie del estanque.
  • Zona de agua media (entre 25 y 75cm de agua). Ocupará la mayor zona de estanque ya que se trata de la zona habitable más común para los peces. Esta zona suele ocupar el 60% de la superficie del estante.
  • Zona de agua profunda (más de 75cm de agua). Estas zonas tienen varias funciones. En verano, evitan el sobrecalentamiento del agua. En invierno, es una zona segura para los peces, alejándolos de la superficie helada. Para ciertas plantas, se requiere grandes profundidades para un desarrollo óptimo pero no tiene mucho sentido alcanzar profundidades superiores a un metro; no aporta nada y el mantenimiento se complica en esas zonas. La zona de agua profunda debe tener una superficie que suponga alrededor del 20% del estanque aunque en el caso de sea un estanque con peces Kois, se recomienda que esta zona sea más amplia para facilitar su pleno desarrollo.
Construcción del estanque

Equipos para el mantenimiento del estanque.

Si pones un estanque, lo llenas de agua y lo dejas estar, vas a tener problemas. Los estanques necesitan mantenimiento. Elegir los equipos adecuados hará que tú trabajes menos. Esto es lo que vas a necesitar:

  • Equipo de filtración y tratamiento. Debes filtrar el agua para evitar que termine siendo un problema sanitario. Puedes echar un vistazo a nuestro artículo sobre el filtro MultiClear o a la sección de Clarificadores de Agua UVC.
  • Aspirador de lodos. Con el tiempo, la suciedad que trae el viento, los restos de comida y las deposiciones de los peces van a crear una capa de lodo en el fondo. Aparte de la pérdida de volumen de agua y de resultar antiestética, en el lodo se generan bacterias anaerobias causantes del mal olor. Te recomiendo pasar por nuestro artículo sobre aspiradores de lodo.
  • Aireadores de estanque. Esto es un equipamiento opcional. Pero quizás quieras tener unos surtidores o un juego acuático que añada un punto estético al estanque. O quizás quieras añadir una cascada o un pequeño arroyo o ría. O tal vez quieres que tus peces crezcan sanos. Se habla de todo esto en nuestro artículo de aireadores de estanque.

Tipo de instalación.

Existen varias formas de construir el vaso. Dependiendo del resultado que queramos obtener y de los recursos de los que dispongamos, hay que optar por una forma u otra. Las formas de instalación de estanques más habituales son:

  • Estanques prefabricados
  • Estanques construidos con lona
  • Estanques de obra impermeabilizados.
  • Estanques realizados con arcillas.

Esta entrada tiene 2 comentarios

  1. uds se dedican a hacer estanques?

    1. Hola Alejandro.

      La web es sólo informativa, no se vende ningún tipo de servicio.

Deja un comentario